La PAH propone una Ley de Vivienda para atajar la burbuja del alquiler y fijar precios máximos

La PAH propone una Ley de Vivienda para atajar la burbuja del alquiler y fijar precios máximos

La PAH propone una Ley de Vivienda para atajar la burbuja del alquiler y fijar precios máximos

La Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) ha propuesto un proyecto de Ley que, de salir, una ley de vivienda que desincentivaría el uso de plataformas como Airbnb.

Unidos Podemos, Compromís, ERC, PDeCAT y Bildu apoyarán la propuesta de Ley en el Congreso que permitiría regular el precio de los alquileres para acabar con la burbuja generada por el alquiler vacacional.

Desde hace pocos años, se ha ido gestando, de forma silenciosa, una batalla entre el alquiler vacacional de plataformas como Airbnb (donde cualquiera puede alquilar su piso por días, semanas o temporadas, o incluso su habitación) y el alquiler tradicional.

Tras la crisis, y debido a un cambio de cultura en la sociedad española, el porcentaje de personas que puede o quiere acceder a la compra de una vivienda es menor, por lo que el alquiler está en alza. A esto hay que sumar que los propietarios de pisos y viviendas con destino a alquiler prefieren hacerlo en el terreno vacacional, pues el beneficio diario puede equiparar al beneficio que se obtendría de forma semanal en el tradicional.

Muchos propietarios están echando a los inquilinos de sus alquileres (de forma legal, por supuesto) para reformarlo y publicarlo en plataformas como Airbnb. Los alquileres que quedan para larga temporada (los tradicionales) son relativamente pocos, por lo que, debido a la oferta y demanda, suben el precio. Hay poblaciones incluso donde los precios del alquiler de larga estancia se han llegado a duplicar (de media, el alquiler ha subido en torno a un 30%).

Explotar la burbuja estableciendo un precio máximo

Afirmando que no se debería especular con la vivienda (es de primera necesidad), la plataforma PAH (Plataformas de Afectados por la Hipoteca), ha planteado al Congreso proyecto de Ley que pretende solucionar precisamente esto, regulando el precio de los alquileres. La Ley de vivienda tendría ámbito estatal y serían los ayuntamientos los que establecerían este tope, aunque se crearía un índice de referencia estatal.

La propuesta de Ley pretendería hacer no rentable a los alquileres tipo Airbnb

En este índice se tendría en cuenta muchas cosas: localización de la vivienda, la capacidad adquisitiva de la población, el número de habitantes, las características de la vivienda, la ubicación y otros muchos factores. Luego, serían los ayuntamientos quienes lo adapten de forma más concreta.

Cómo afectaría a plataformas tipo Airbnb

La plataforma no ha especificado qué ocurriría con los alquileres vacacionales más allá de que esta Ley de vivienda es para acabar con ellos (el texto aún no es público). No obstante, se prevé, gracias a lo que han adelantado, que, mediante esta herramienta, este tipo de alquileres dejarían de ser más rentables que los alquileres de larga estancia.

La nueva Ley desincentivará el uso de Airbnb y otros por parte del dueño del inmueble

Puesto que sería igual de rentables, y, por comodidad (un alquiler de larga temporada es mucho más sencillo de mantener que uno vacacional), gran parte de estos alquileres vacacionales volverían al tipo de alquiler de larga temporada. Ese sería el planteamiento, al menos, de lo que se pretendería obtener con esta propuesta de ley.

Como resumen, pues, tenemos que, por ley, los propietarios de pisos no podrían alquilar el suyo por un precio superior al que establezca la ley. Presumiblemente, se establecería un precio mensual y un precio mensual prorrateado. Este último sería el que afectaría a este tipo de alquileres. La Ley de vivienda, entonces, desincentivará que los dueños saquen partido a sus inmuebles por medio de plataformas como Airbnb.

A menos alquileres vacacionales, aumentará la oferta de alquileres de larga temporada, y por lo tanto el mercado volverá a regularse, acabando por ser más barato, siempre desde el planteamiento de esta propuesta. Pero aquí afectan otros factores: muchos de esos alquileres que salen del mercado vacacional nunca volverán al de larga temporada, pues muchos ni siquiera han estado nunca (hablamos de segundas viviendas y no de inmuebles comprados específicamente para especular).

FUENTE: El Español
http://omicrono.elespanol.com/2018/01/propuesta-ley-alquiler-vacaciones-airbnb/

También te puede interesar

Los pisos de segunda mano suben

pisos de segunda mano suben

 

El alquiler a largo plazo vuelve a repuntar.

El alquiler a largo plazo vuelve a repuntar.

El alquiler a largo plazo vuelve a repuntar.

El alquiler turístico tiene tantos frentes abiertos que son muchos los propietarios que barajan la idea de pasarse al arrendamiento tradicional, el de larga temporada. Ambos dan jugosas rentabilidades, tanto el alquiler turístitico como alquiler a largo plazo, pero cada vez son más los caseros que lo abandonan por el tiempo y dedicación que exige, el papeleo y los requisitos legales, porque carecen de licencia turística o no quieren problemas con Hacienda.

Precisamente el último frente al que se enfrentan llega desde este ministerio que, aunque lleva algunos años reforzando la vigilancia sobre estos inmuebles, ultima un decreto que obligaría a las plataformas de alquiler de viviendas de uso turístico, como Airbnb, HomeAway, Wimdu o Niumba, a identificar a los propietarios y a presentar informes periódicos para que declaren con más detalle su actividad, tal como ya avanzamos en un artículo el pasado 2 de enero.

Además, el alquiler tradicional cada vez es más atractivo: las rentas han subido un 18,4% en España en 2017, según Idealista. Y la rentabilidad no para de crecer: alcanza el 7,29% a finales de 2017, frente al 6,91% del año anterior, según Urban Data Analytics (uDA).

“Poco a poco están empezando a valorar migrar sus viviendas del alquiler vacacional al alquiler permanente, porque los números no salen. En las grandes ciudades el turístico es interesante si se alquila una habitación de la casa donde estás viviendo o la gestión de la vivienda la hace directamente el propietario. Pero si se externaliza, entre la comisión del gestor, los gastos vinculados y el pago de impuestos hace que salga lo comido por lo servido. Además, un alquiler permanente conlleva mucha menos gestión”, señala Fernando Encinar.

Aun así, el alquiler turístico en España es un mercado al alza, sobre todo en Madrid, Barcelona y Sevilla, que lideran el ranking del alquiler vacacional. Los que practican esta modalidad tienen claras sus motivaciones: el 81% de los propietarios considera que obtiene más beneficio y, además, destacan la rapidez con la que se alquila y la creciente demanda, según un estudio de Fotocasa. El 66% de estos arrendatarios calcula que obtiene entre un 5% y 15% más que alquilando de manera tradicional. Y un 12% afirma que con el alquiler turístico obtiene un 20% más de beneficio, añade Beatriz Toribio, responsable de estudios del portal.

Pero, ¿es realmente más rentable este alquiler que el tradicional? No siempre.

Hay que echar números antes de decantarse por alguna opción, ya que factores como la ocupación, la ubicación de la vivienda, el precio y la temporada del año son determinantes para conocer dónde se consigue la mayor rentabilidad. También la coyuntura e inestabilidad política influyen. Es el caso de Cataluña, donde ha bajado la demanda de alquileres turísticos, al igual que las reservas hoteleras.

Echar cuentas

Para conseguir que una vivienda destinada al alquiler turístico sea más rentable que los arrendamientos tradicionales se requiere tenerla ocupada un mínimo de noches, algo que no resulta nada sencillo. Por ejemplo, para tener el inmueble ocupado 15 noches es preciso que tenga turistas todos los fines de semana del mes.

La compañía Alquiler Seguro ha elaborado un análisis que compara los niveles de rentabilidad en ambas modalidades en las ciudades de Madrid y Barcelona durante este pasado mes de diciembre. Para analizar la rentabilidad del alquiler turístico de un estudio en el distrito de Centro de Madrid por el que se piden 60 euros por noche se necesita tener en cuenta los ingresos, los gastos fijos mensuales por consumos y suministros (se calculan 100 euros ) y la tributación a Hacienda (se supone que el propietario tributa un 20% del rendimiento neto del apartamento). A esto hay que añadir el gasto que supone contratar a una empresa que se encarga de gestionar el inmueble (cobra al propietario un 20% del coste de la estancia con un mínimo de 60 euros).

En el alquiler a largo plazo -por el que el propietario pide 750 euros al mes- también hay que tener en cuenta la tributación y los gastos por gestión del alquiler (un 5% más IVA de la renta mensual e incluye la garantía del cobro). Los gastos mensuales por consumos y suministros los paga el inquilino. La conclusión es que este piso madrileño necesita, contando siempre con una media de tres noches por turista, tener una ocupación mínima de entre 21 y 24 noches al mes (entre el 70% y el 80% de media), para poder igualar la rentabilidad del alquiler residencial. Si el propietario tiene la fortuna de ocupar la casa todas estas noches obtendría entre 708 y 832 euros mensuales. En el alquiler permanente ingresaría 684 euros al mes.

Lo mismo sucede cuando se trata de un estudio en el Born (Ciutat Vella). En el caso de Barcelona, además, se ha notado una menor demanda por la crisis política. En el mes de junio este mismo inmueble del Born solo tenía que estar habitado entre 12 y 15 noches (entre el 40% y el 50%).

“Hacer que una vivienda turística sea rentable implica una alta tasa de ocupación del inmueble. De hecho, ahora en algunos distritos de Madrid (Arganzuela, Barajas, Usera o Villaverde) y Barcelona (Les Corts, Nou Barris y Sant Andreu) aunque estuviese con la máxima ocupación el alquiler turístico no sería más rentable que el residencial (alquiler a largo plazo). En la gran parte de los distritos de Madrid y Barcelona es necesaria una ocupación de entre el 70% y el 80%, por lo que alcanzar esta ocupación mínima es tarea complicada”, explica Antonio Carroza, consejero delegado de Alquiler Seguro.

La misma postura sostienen en la plataforma Airbnb.

“En Barcelona, la gran mayoría de los alojamientos son menos rentables que el alquiler de larga duración. El 78% de las casas enteras anunciadas en Airbnb ganan menos que los ingresos que se consiguen en el alquiler de larga duración”, señalan. “Solo un 2,5% de las casas enteras que se anuncian en Ciutat Vella generan más ingresos que el alquiler a largo plazo. En el resto de barrios, esta cifra es de menos del 1%”, detallan.

FUENTE: El País
https://elpais.com/economia/2018/01/04/actualidad/1515081768_415651.html?rel=mas

También te puede interesar

Plataformas de alquiler

plataformas de alquiler

 

Las plataformas de alquiler tendrán que informar a Hacienda.

Las plataformas de alquiler tendrán que informar a Hacienda.

Las plataformas de alquiler tendrán que informar a Hacienda.

Los intermediarios de arrendamientos turísticos o plataformas de alquiler, como las plataformas colaborativas Airbnb o HomeAway, deberán enviar información a la Agencia Tributaria a partir del 1 de julio de 2018, y tendrán hasta final de año para remitir los datos relativos al primer semestre.

Según el real decreto por el que se prorrogan y aprueban diversas medidas tributarias y otras medidas urgentes en materia social, que publicó el 30 de diciembre de 2017 el Boletín Oficial del Estado (BOE), las personas o entidades que intermedien viviendas con fines turísticos estarán obligadas a presentar trimestralmente una declaración informativa.

La norma entró en vigor el 1 de enero

Si bien requiere de un modelo de declaración informativa, el 179, que establecerá los datos, condiciones y procedimiento para su presentación, un documento que ya ha elaborado el Ministerio de Hacienda y que está en audiencia e información pública.

El nuevo modelo 179 tendrá una periodicidad trimestral y deberá presentarse durante el mes siguiente a la finalización de cada periodo, si bien se concede un plazo de adaptación de seis meses para esta nueva obligación. Por ello, pese a que la norma ya entró en vigor el 1 de enero de 2018, las declaraciones correspondientes a los dos primeros trimestres podrán presentarse hasta el 31 de diciembre de 2018.

Deberán presentar el modelo 179 las personas o entidades que presten el servicio de intermediación del uso de viviendas con fines turísticos, ya sea onerosa o gratuitamente. El modelo deberá contener la identificación del titular de la vivienda, la de la persona que ostente el derecho de alquiler del inmueble (si son distintas) y la de las personas o entidades arrendatarias.

También deberá especificar la identificación del inmueble así como su referencia catastral, el número de días de alquiler, el importe percibido y el número de contrato de intermediación del arrendamiento. La puesta en marcha de esta obligación busca prevenir el fraude fiscal en plataformas de alquiler, explicó el Ministerio de Hacienda en un comunicado.

FUENTE: OK Diario
https://okdiario.com/economia/2017/12/30/plataformas-alquiler-airbnb-tendran-informar-agencia-tributaria-partir-2018-1645921

También te puede interesar

Plan estatal de vivienda

Plan estatal de vivienda

 

Desgranando el Plan Estatal de Vivienda 2018

Desgranando el Plan Estatal de Vivienda 2018

Desgranando el Plan Estatal de Vivienda 2018.

Incentivar e impulsar la compraventa de viviendas vuelve a ocupar un lugar destacado en las políticas del Gobierno con el plan estatal de vivienda. Tras la desaparición de la desgravación por adquisición de vivienda el 1 de enero de 2013, las ayudas e incentivos fiscales destinados a facilitar la compra de una casa a los ciudadanos habían desaparecido completamente del mapa y de las prioridades del Ejecutivo.

Ahora, cuatro años después, el Plan Estatal de Vivienda 2018-2021 vuelve a recuperar algunas ayudas que beneficiarán, principalmente, a los más jóvenes, sobre cuyas espaldas se sostiene el futuro del sector inmobiliario español. Un segmento de la población que, sin embargo, en la actualidad y debido a la precariedad laboral y el difícil acceso a la financiación, se encuentra con serias dificultades para acceder al mercado de la vivienda en propiedad.

No olvidemos que, actualmente, buena parte de la demanda que compra casa en España es de reposición. Es decir, hogares o familias que ya tienen una vivienda en propiedad pero que venden para comprarse otra. Pero ¿qué pasará cuando esta demanda embalsada se acabe?, ¿tomará el relevo la demanda estructural?, ¿los nuevos hogares? Sin ellos, son muchos los expertos que consideran que el mercado inmobiliario podría volver a tambalearse.

Para que esto no suceda y para que los jóvenes puedan convertirse en propietarios, el nuevo plan estatal de vivienda contempla ayudas para afrontar el desembolso económico inicial necesario para poder comprar una vivienda, sea esta libre o protegida. En este sentido, se concederá una ayuda directa por valor de hasta el 20% del precio total de la vivienda, con un tope de 10.800 euros.

Una ayuda que permitirá a la población menor de 35 años poder afrontar los gastos asociados a la compra de una casa, que suelen rondar el 10% del precio final de la misma (impuestos, notario, registro, etc.). Así lo anunció el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, durante la presentación del real decreto del nuevo plan, cuya tramitación pretende afrontar desde el 1 de junio para que entre en vigor el 1 de enero.

Esta ayuda, a fondo perdido, estará al alcance de aquellos jóvenes de hasta 35 años que tengan unos ingresos inferiores a 1.600 euros al mes. Es decir, tres veces el Iprem (el indicador público de renta de efectos múltiples), actualmente de 532 euros. Pero, además, los jóvenes que accedan a esta ayuda no podrán tener otra vivienda en propiedad y deberán residir en la vivienda comprada al menos durante cinco años.

Ayudas al alquiler

Otra de las principales novedades del plan tiene que ver con el alquiler y los jóvenes, ya que se incrementa de 600 a 900 euros el coste máximo de los arrendamientos que se podrán beneficiar de las subvenciones estatales. En este caso, el Gobierno se hará cargo de hasta el 50% del importe, pero hasta ese máximo de 900 euros. Es decir, el Estado podrá llegar a pagar hasta 450 euros al mes.

El Plan Estatal de Vivienda 2018-2021, que entrará en vigor el próximo año, contempla también que el Estado y las autonomías asuman el pago de entre 150 y 400 euros de alquiler a personas desahuciadas o colectivos vulnerables, eso sí, siempre que la renta del piso no supere ese mismo precio. Para afrontar estas ayudas habrá una aportación del 80% del ministerio y del 20% de las autonomías. Para facilitar el acceso a esos colectivos más vulnerables, se incorpora al plan un programa que habilita la puesta a disposición de las viviendas desocupadas de la Sareb y las entidades financieras.

Un joven debería destinar el 59,5% de su salario para poder adquirir una vivienda, y la superficie máxima a la que puede aspirar es de 50,4 metros.

Acceder a una vivienda se ha convertido prácticamente en misión imposible para buena parte de los jóvenes españoles. Según el último Observatorio de Emancipación elaborado por el Consejo de la Juventud, ninguna de estas opciones es viable desde el punto de vista económico ni para jóvenes asalariados ni para los hogares jóvenes compuestos por menores de 30 años.

Buena parte de ellos se encuentran completamente expulsados del mercado inmobiliario, ya que, por lo que respecta a la vivienda en propiedad, los precios no se han ajustado lo suficiente como para que puedan comprar, mientras que respecto a los alquileres, estos han subido con tal fuerza que tampoco pueden permitirse pagar un arrendamiento.

Los datos hablan por sí solos. Hoy en día, una persona joven asalariada debería dedicar 13,1 años de su sueldo íntegro para la compra de vivienda en propiedad, y los hogares jóvenes de menos de 30 años necesitarían los ingresos de 7,2 años para sufragar la compra de vivienda, cuando lo recomendable sería que el ratio se situase entre 3,8 y cuatro años de salario bruto.

O dicho de otra manera, pese a que el coste de acceso a la vivienda en propiedad se ha reducido con respecto a un año atrás, las personas jóvenes asalariadas de 16 a 29 años y los hogares jóvenes compuestos por menores de 30 años deberían dedicar más del recomendado 30% de sus ingresos a hacer frente a las cuotas hipotecarias.

En concreto, el consejo calcula que una persona joven debería destinar el 59,5% de su salario para poder adquirir una vivienda en propiedad, y la superficie máxima a la que puede aspirar es de 50,4 metros cuadrados. Este organismo calcula que los jóvenes deberían cobrar un 98,23% más para poder comprarse una casa sin riesgos.

Ayudas a mayores de 65 años

Las personas mayores también ocupan un lugar destacado en el nuevo plan de vivienda. Podrán contar con ayudas para pagar hasta el 50% del alquiler o bien de hasta 200 euros mensuales para atender el pago de facturas de suministro (agua, luz, gas o de comunidad). Para ello, deberán contar con más de 65 años de edad y cobrar una pensión que tampoco supere tres veces el SMI.

En este caso, el programa se complementa con ayudas a organismos públicos y empresas privadas para la construcción de viviendas en alquiler destinadas específicamente para personas mayores.

Los jóvenes y los mayores podrán contar con estas ayudas durante un periodo máximo de tres años, que será de dos anualidades para el caso de afectados por desahucios.

FUENTE: El Confidencial
https://www.elconfidencial.com/vivienda/2017-05-04/vivienda-jovenes-ayudas-plan-estatal-de-vivienda-2018-2021_1377127/

También te puede interesar

Consumo energético mínimo

consumo energético mínimo

 

L’índex de preus de lloguer

L’índex de preus de lloguer

La Generalitat estrena l’índex de preus de lloguer

Un total de 27 municipis catalans ja disposen de l’índex de preus de lloguer amb què la Generalitat pretén donar transparència i intervenir en el mercat d’arrendaments, que aquests darrers anys ha experimentat un creixement desproporcionat. La consellera Meritxell Borràs va explicar les línies bàsiques de la nova eina, que els ciutadans podran consultar a la pàgina http://agenciahabitatge.gencat.cat/indexdelloguer, per determinar si les rendes que els reclamen estan per sobre dels preus reals. Per fer-ho s’han utilitzat les dades de 200.000 contractes d’habitatges de lloguer de tot Catalunya que s’han registrat a l’Incasòl els últims tres anys.

La Generalitat sap que la seva capacitat d’incidència en el mercat de lloguer és limitada i que la llei d’Arrendaments Urbans (LAU) no ajuda a canviar la tendència alcista que estan experimentant les rendes. Amb tot, Borràs va considerar ahir que l’índex és una bona eina per saber els preus mitjans que s’estan cobrant en determinades zones i pot ser útil per fer ofertes a preu real en funció de com és i on és.

Per intentar en la mesura possible incentivar els propietaris a complir aquests índexs, la Generalitat planteja una bateria d’iniciatives que es posaran en marxa en el termini d’un o dos mesos via decret. Primer prefereix provar l’eina de l’índex de preus de lloguer i detectar els possibles errors. En aquest sentit, Borràs va explicar ahir que s’estan estudiant rebaixes del tram català de l’IRPF i de l’impost de societats, així com ajuts a la rehabilitació. També s’està negociant amb els ajuntaments establir bonificacions en l’impost de béns immobles (IBI). Inicialment, es recomanarà a les immobiliàries que informin els possibles llogaters dels preus de referència per metre quadrat que corresponen a l’habitatge que volen llogar, i, una vegada s’aprovi un decret que ja s’està redactant, incloure aquesta renda serà una obligació.

L’índex de preus de lloguer calcula el preu per metre quadrat d’un habitatge a través d’un geolocalitzador partint de la seva ubicació, superfície, eficiència energètica, situació a la finca, antiguitat, si té aparcament o si està moblat… D’aquesta manera l’eina ofereix la renda recomanada segons els pisos de les mateixes característiques que estan de lloguer en un radi de 50, 100 o 250 metres fins a obtenir una mostra. El secretari d’Habitatge de la Generalitat, Carles Sala, va posar com a exemple un pis al carrer Torrent de les Flors, del barri de Gràcia, de 51 m . El sistema va trobar 83 pisos de característiques similars i va establir un índex de referència de 14,11 euros/m . També va calcular un mínim d’11,8 euros per metre quadrat i un màxim de 19,3.

“D’aquesta manera, els inquilins sabran si l’habitatge està sobrevalorat, i esperem que pugui incidir per contenir els preus de mercat i incentivar que els propietaris posin els pisos a lloguer”, va dir la consellera. L’índex de preus s’actualitzarà cada any. La iniciativa pretén controlar el creixement de les rendes idonar transparència al mercat.

Des de Finques Chicote facilitem diversos enllaços per tal d’obtindre informació més detallada:

D’una banda, hi ha un accés a la plana web de portada de l’Índex:
http://agenciahabitatge.gencat.cat/indexpreuslloguer

Des d’aquesta plana, es pot accedir al vídeo que mostra el procediment d’ús del cercador:
https://www.youtube.com/watch?v=BMnxxIHKlcs

Alhora, es disposa del Manual d’Informació bàsica i guia d’ús de la pàgina de consulta:
http://agenciahabitatge.gencat.cat/wps/wcm/connect/c89cc721-dd65-4910-a5f6-b681ef04546a/170621+Index_ref_preus_lloguer_guia_us_DEF.pdf?MOD=AJPERES

Així mateix, existeix una breu llista de preguntes addicionals per a respondre dubtes que puguin no resoldre’s amb el contingut del Manual:
http://agenciahabitatge.gencat.cat/indexfaq

La plana directa del cercador la trobem al següent enllaç:
http://agenciahabitatge.gencat.cat/indexdelloguer/

Amb l’objectiu que tothom pugui enviar-hi les seves consideracions per tal de millorar aquesta innovadora eina, s’ha obert una bústia de suggeriments i consultes sobre l’Índex, a l’adreça: indexdelloguer@gencat.cat

FUENTE: MyNews
http://mynmedia.mynews.es/intelligence/C1200265/document/8606/LVC201706220505/?fromEmail=True&utm_source=Col%C2%B7lectiu+API&utm_campaign=c64c531595-EMAIL_CAMPAIGN_2017_03_03&utm_medium=email&utm_term=0_0897fbfedd-c64c531595-52809681

 

También te puede interesar

Relloguer turístic

relloguer turístic